Desafíos Web3: Lo que hay que superar en el camino

Desafíos Web3: Lo que hay que superar en el camino

Desafíos de Web3: la tecnología Blockchain tiene una característica excelente que es la descentralización, dice dima dimenkoel cofundador de 111PG.

Web3 o Web 3.0 visualiza un futuro digital donde no hay censura estatal o corporativa o control centralizado. Sin embargo, la hoja de ruta para hacer realidad esta visión requiere resolver desafíos específicos, uno de los cuales es seguridad.

La confiabilidad de las nuevas soluciones web estará entre los factores más vitales que definirán su éxito. Evaluar estos desafíos, en particular la seguridad, significa avanzar más rápido.

Web3: ¿Qué es?

Es común confundir la web e internet. Internet incluye todos los equipos de red que conectan el mundo más el protocolo de Internet que permite la comunicación entre dispositivos. La web incluye servicios que se ejecutan en Internet y representan el componente orientado al usuario.

como llegamos a Web3 y ¿en qué se diferencia de Web2 y Web1? Durante la década de 1990, Web1 o Web 1.0 incluyó los primeros tipos de servicios en Internet. Las grandes empresas y las personas seleccionadas alojaban estos servicios en sus servidores o computadoras domésticas. Pero los servicios eran estáticos. Solo proporcionaban la información sin que los usuarios pudieran interactuar con ella ni editarla.

Web 2.0 marcó la nueva ola de servicios basados ​​en Internet que facilitan la comunicación y la interacción. Por un lado, los usuarios obtuvieron la capacidad de contribuir con sus comentarios a través de la edición de sitios web como Wikipedia. Por otro lado, las redes sociales permitieron el intercambio de información, incluyendo imágenes y videos. El elemento comunitario se convirtió en la característica determinante de la Web 2.0.

Web 3.0 es el próximo paso evolutivo de los servicios basados ​​en Internet. En particular, sigue siendo principalmente una visión debido al desarrollo de vanguardia. Si bien la descentralización juega un papel clave en la Web 3.0, es muy difícil de lograr sin renunciar a algo de seguridad o escalabilidad. Cuando los usuarios controlan su propia información sin que un tercero actúe como asegurador, surgen numerosos riesgos. Sin embargo, los beneficios de la nueva versión de la web siguen siendo atractivos. Estos son la transparencia total, gracias a su naturaleza de código abierto, y las nuevas formas de comunicación utilizando un metaverso.

Web3: Principales Desafíos

Al igual que las versiones anteriores de la web, la Web 3.0 enfrenta desafíos fundamentales que deben abordarse. Estos temas van desde la seguridad hasta la responsabilidad legal.

Seguridad

Dado que la tecnología de cadena de bloques es confiable por defecto, la Web 3.0 sigue siendo vulnerable a ciertos tipos de ataques: desde hard fork y ataques del 51 % hasta DDoS, secuestro de DNS y sniping bots. Regular estafas, incluidos los anuncios dirigidos, también pueden funcionar en el nuevo entorno. Del mismo modo, los contratos inteligentes maliciosos pueden colocar malware como un código de contrato inteligente. Estos riesgos de seguridad generalmente se basan en el factor humano, pero los ataques de piratas informáticos también podrían provocar pérdidas financieras masivas.

Complejidad del desarrollo

Las aplicaciones Web 3.0, a saber, las aplicaciones descentralizadas o DApps, son inherentemente complejas debido al enfoque de consenso. A menudo requieren el conocimiento de nuevos lenguajes de programación, marcos adicionales y una comprensión profunda de la lógica detrás de cada contrato inteligente. Un solo error en el código podría provocar la pérdida de millones de dólares en criptomonedas (RECT). Además, cuando se depende de una cadena de bloques en particular, uno puede tardar en adaptar nuevas funciones. Las herramientas de terceros utilizadas para desarrollar soluciones también pueden presentar debilidades. Las pruebas, la depuración y la auditoría requieren tiempo y recursos, lo que también puede aumentar el período de desarrollo.

web3: La tecnología Blockchain tiene una característica excelente que es la descentralización, pero necesitamos tener la seguridad adecuada, dice Dima Dimenko de 111PG.

Escalabilidad

El elemento de escalabilidad se vuelve evidente una vez que una gran aplicación basada en blockchain gana popularidad. Por ejemplo, las preocupaciones de escalabilidad se hicieron evidentes con el juego que involucraba gatitos en crecimiento en la cadena de bloques. Un rápido aumento en el número de usuarios condujo a un fuerte aumento en el gas (tarifas de transacción), lo que encareció el juego. La solución podría ser una introducción de blockchain de capa 2 que descargue el elemento de transacción. Sin embargo, un rápido despliegue de estas soluciones pone en peligro el componente de descentralización.

Dependencia de las criptomonedas

Los criptoactivos (criptomonedas y tokens) son fundamentales para la Web 3.0. Dado que representan una forma de pago o almacenamiento de valor en la cadena de bloques, su falla podría implicar la falla de todo el ecosistema. La fragilidad inherente de la clase de activos criptográficos presenta desafíos para la Web 3.0 en general. Naturalmente, los proyectos más grandes sobrevivieron la prueba del tiempo demostrando su confiabilidad, a pesar de las grandes fluctuaciones.

Web3: El futuro

La capacidad de abordar los desafíos mencionados anteriormente definirá el futuro de Web3. La tecnología Blockchain está encontrando gradualmente su uso en los negocios. Numerosas alianzas de blockchain con miembros empresariales son una prueba viviente de ello. De hecho, la transición de Web2 a Web3 debe ir en paralelo con la instalación de medidas de seguridad.

Proveedores de servicios de cadena de bloques, como 111PG, centrarse en la seguridad específicamente. La empresa aborda el problema de los robots francotiradores durante las listas de proyectos cuando las partes interesadas se encuentran en la posición más vulnerable. Pero no deberían serlo.

Sobre el Autor

dima dimenko es el cofundador 111PG. Dima es experta en ciberseguridad, cripto y tecnología blockchain. Se interesó por las criptomonedas en 2011, cuando no mucha gente conocía la economía digital. Comenzó a trabajar activamente en este ámbito en 2017. Dima es cofundador del proyecto 111PG, que protege tokens durante su colocación en intercambios. El equipo ya ha defendido con éxito más de 30 proyectos diferentes por un valor total de $5 millones.

¿Tienes algo que decir sobre Web3 o cualquier otra cosa? Escríbenos o únase a la discusión en nuestro Canal de telegramas. También puedes atraparnos Solamente tok, Facebooko Gorjeo.

Descargo de responsabilidad

Toda la información contenida en nuestro sitio web se publica de buena fe y solo con fines de información general. Cualquier acción que el lector realice sobre la información que se encuentra en nuestro sitio web es estrictamente bajo su propio riesgo.

FUENTE DEL ARTICULO

Deja una respuesta